proyect@

METODOLOGIA y el porqué de la naturaleza en el coaching.

Método ABBOT

Partiendo de una Alianza, se genera el espacio de Bienestar/ Baño de Bosque, evocando consciencia hacia el Objetivo, y así el equipo adquiere el compromiso de Transformación hacia aquello que quiere llegar a ser.

La naturaleza nos da energía, nos permite comunicarnos de una forma distinta a la habitual, nos ayuda a utilizar nuestra mente de una forma mucho más amplia. Romper con la “normalidad” del espacio habitual de trabajo a menudo puede dar paso a nuevas perspectivas y nuevas ideas.

Un entorno distinto crea conversaciones distintas que a su vez crea distintas posibilidades para (crear) un futuro distinto.

coaching

Con el coaching como herramienta principal, guiamos a los equipos hacia sus objetivos, revisando y mejorando sus relaciones, los procesos, el propósito y los valores. Enfocado en descubrir, definir y fortalecer los principios de cada equipo, el Coaching en la naturaleza potencia a los equipos hacia un liderazgo consciente. La naturaleza estimula la creatividad, fomenta la relajación y promueve el bienestar, permitiendo una resolución efectiva de problemas y un crecimiento notable en los equipos.

Nuestro objetivo es crear un espacio seguro física (riesgos del entorno) y psicológicamente (neutral, libre de juicios, se escucha, la vulnerabilidad es acogida, empático, etc.) en el que el participante pueda disfrutar de una experiencia satisfactoria de conexión con la naturaleza.

Todos nuestros programas incluyen un Baño de Bosque con una duración mínima de 1h 30’.

baño de bosque

El Baño de Bosque es una práctica de bienestar (hábito saludable) que se puede experimentar con o sin guía.

El «baño de bosque» o «Shinrin-Yoku» es una práctica que se originó en Japón en 1982 como parte de un programa nacional de salud diseñado para reducir los niveles de estrés de la población (Kagami, 1998).

Shinrin-yoku traducido literalmente significa “baño de bosque” o “sumergirse en una atmósfera de bosque”.

El Guía

Cuando guiamos Baños de Bosque ofrecemos actividades de conexión con la naturaleza estructuradas en una secuencia cuidadosamente diseñada que tiene como objetivo crear experiencias que impulsen la conexión con la naturaleza y fortalezcan las relaciones sociales, aumentando los efectos terapéuticos y restauradores de la naturaleza para la salud y el bienestar.

El Método ABBOT, creado por Proyecta, nace como resultado de nuestras experiencias con equipos hasta día de hoy, la evidencia científica del efecto positivo de los Baños de Bosque en la salud de las personas y del componente socializador de los mismos y de cómo trabajar en un medio natural favorece los aprendizajes y permite a los equipos mostrarse, sin miedo a ser juzgados y de forma mucho más emocional. Esta metodología nos permite abordar la transformación del equipo a través de los objetivo marcados por ellos mismos.

Modelo de Interacciones Líquidas

El método de guía de los Baños de Bosque que seguimos en Proyecta Coaching se sustenta sobre el Modelo de Interacciones Líquidas (LIM) (FTHub, 2021), un modelo teórico integrador e interaccional que entiende la salud y el bienestar como “fenómenos dinámicos, relativos y variables que van más allá de los condicionantes biológicos heredados: la salud como resultado de un proceso adaptativo del ser humano a su entorno físico y social.

Un modelo desarrollado, testado y evolucionado por profesionales a través de la implementación práctica en proyectos, como prevención del estrés y salud ocupacional en entornos corporativos, proyectos de salud mental con poblaciones específicas, grupos de diversidad funcional y poblaciones vulnerables.

El modelo integra elementos del Modelo de los Determinantes Sociales de la Salud (Dahlgren y Whitehead, 1991) y del Modelo Integral (Grant y Barton, 2006), pruebas científicas sobre las vías por las que la exposición a entornos naturales impulsa la Salud y el Bienestar (Hartig et al., 2014; Kuo, 2015; Shiota et al., 2007; Capaldi et al., 2014; Pritchard et al., 2019; Ulrich, 1984; Vries et al., 2003; Hägerhäll et al., 2008, 2015; Li et al., 2006, 2007, 2008, 2009; Nilsson, 2006; Radcliffe, et al., 2013; entre muchos otros estudios) así como las últimas investigaciones en Nature Connectedness (Lamber et al., 2017; Richardson, 2017).

Los factores sociales, económicos, políticos, medioambientales e interpersonales determinan cómo vivimos, y nuestra forma de vivir está íntimamente ligada a las enfermedades que podemos desarrollar (ONU, OMS y The Marmot Review, 2010).

Creemos en la naturaleza
como elemento
preventivo y de promoción
de la salud.

La prescripción social (PrS) consiste en nutrirse de los recursos de la propia comunidad, es decir, de su capital social, abordando las desigualdades en salud incidiendo en los determinantes sociales y promoviendo la inclusión y la cohesión social. En resumen, empoderando a las personas para que realicen opciones de vida saludables y facilitar el acceso a las opciones saludables que toda comunidad tiene a su alcance.

De esta forma la PrS permite pasar de un modelo reactivo basado en los problemas (enfoque patogénico), a un modelo preventivo y de promoción de la salud en el que la persona es protagonista activa de su propio proceso. En otras palabras, la PrS permite potenciar las capacidades y fortalezas personales, comunitarias y del entorno que favorecen la salud y el bienestar (enfoque basado en la salutogénesis).

No hay una definición consensuada, pero el concepto de PrS es una estrategia que permite a los profesionales de la atención primaria recomendar recursos y actividades que se ofrecen en la comunidad donde residen (activos para la salud) a aquellas personas con necesidades sociales, físicas o emocionales. El objetivo es conservar o incrementar su salud y bienestar, y el de las comunidades en su conjunto. En consecuencia, proporciona un marco para el desarrollo de alternativas no médicas, de respuestas para satisfacer las necesidades de los pacientes (Brandling and House 2009; The University of York, 2015).

Abrir chat
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?